¡Hola mamás!

Os quiero contar el testimonio sobre mi pequeño Aitor que asiste  a la EBI de Getafe.

Mi peque tiene 2 años. Cuando empezó  a comer comida sólida empezó también a tener problemas, porque todo le sentaba mal, tuve que llevarle al pediatra en varias ocasiones. Le detectaron que era alérgico a varios alimentos, eso me hacía sentir mal porque no podía comer como los demás niños y no podía comer de todo. Su alimento debía ser especial y restringirse de muchos otros que él deseaba o  se le antojaba. Pero a través de la fe y sacrificio que hicimos, hoy puedo comer de todo e igual a  los demás niños, eso me hace feliz!

Mi hijo mayor Anthony deseaba mucho tener  un hermanito y en nuestros planes no estaba tener más hijos, pero mi hijo Anthony empezó  a orar y  a pedir a Dios con toda su fe  y gracias  a sus oraciones quedé nuevamente embarazada y el hermanito tan deseado llegó.

Lisbeth Ramírez Saldarriaga